Search

Todavía siento el deseo y el ánimo de seguir trabajando en este MCC que tanto bien ha hecho a nuestra iglesia

👤DOMINGA RODRÍGUEZ, CURSILLO 510 DEL 16 AL 19 DE MARZO 2000.

🙋‍♀️Madre de 3 maravillosas hijas, 9 nietos y una bisnieta preciosa.

💒Pertenezco a la parroquia Sta. María Magdalena de la Villa Olímpica, Arquidiócesis de Santiago, República Dominicana.

🧍🏼‍♀️Críe a mis hijas trabajando mucho con altas y bajas, las eduqué con gran esfuerzo y son profesionales, gracias a Dios.

🧎‍♀️ANTES DEL CURSILLO:
Una católica muy comprometida con mi fe y la Iglesia, me desempeñaba en varias actividades: legionaria, catequista, sacristana, en la liturgia y siempre preocupada por embellecer el sagrario de mi parroquia. También me dediqué por muchos años a preparar el monumento el Jueves Santo en mi parroquia y en otras.

👤Una hermana de la parroquia Santa Cecilia me invita al cursillo y lo hago con mucha ilusión, el encuentro más maravilloso de mi vida “El Cursillo de Cristiandad”.

🌈DESPUÉS DEL CURSILLO:
Emilia de Suero y Altagracia Estévez, me motivaron para pertenecer a la Escuela de Dirigentes, ya estaba enamorada de este movimiento y allí comienza mi mayor compromiso con el Hermano Mayor, a vivir un cuarto día “De Colores”, una escuela que me ha enseñado a vivir mis días de entrega y servicio a los demás hermanos. He servido en 28 cursillos, he pertenecido al Secretariado de Cursillos junto con un grupo de hermanos con mucho conocimiento del Movimiento, que me enseñaron y ayudaron mucho.

📚En esta escuela estuve activa por espacio de 21 años, dando todo de mí y siempre pendiente de que al sagrario de la Casa de Cursillos no le faltara flores y que estuviera a la altura que merece; mis manos han sido consagradas para ÉL, haciendo arreglos florales y decoración.

👣En el año 2022 por motivos de salud, tuve que tomar la decisión de retirarme de asistir a la escuela, porque he perdido casi la vista; lo que nunca he descuidado es ir a todas las actividades del MCC: ultreyas, clausuras(me mantienen los colores vibrantes) retiros, hora apostólica y a todo lo que me puedan llevar mis hermanos; mi piedad, con mis oraciones diarias 24/7 por la Iglesia, los sacerdotes, el MCC, los enfermos, etc; pienso que mis rodillitas pueden todavía hacer algo, haciendo oración, sacrificios, también me preocupo por conquistar almas para Cristo para que vivan el fin de semana del cursillo. Nunca me aparto de Cristo ni de mis hermanos, participo en la misa de mi parroquia y motivo a la vocal de ultreya en sus labores.

🙏Todavía a mis 77 años de edad, siento el deseo y el ánimo de seguir trabajando en este MCC que tanto bien ha hecho a nuestra iglesia, el cual amo con un amor en Cristo y María. Nunca me he sentido sola, cuento con una Madre que me ama como su hija predilecta, un Hermano Mayor: Cristo y unos hermanos que siempre están ahí para mí.

¡CRISTO Y YO MAYORÍA APLASTANTE!🇩🇴

OMCC 2024 © Todos los direitos reservados